Si algunos de nuestros foros, manuales, ALDOS, paquetería o proyectos te han resultado de ayuda, apreciaremos mucho nos apoyes con un donativo.

Chichén Itzá: El misterio de la pirámide que trina

Un equipo de científicos belgas apoya una teoría respecto a que los antiguos Mayas construían sus pirámides para que actuaran como resonadores gigantes para producir ecos extraños y evocativos.

Nico Declercq de la Universidad de Ghent y sus colegas han demostrado como las ondas de sonido rebotando alrededor de las hileras de escalones de la pirámide El Castillo, en las ruinas Mayas de Chichén Itzá cerca de Cancún en México, crean sonidos que representan la mímica del trino de un pájaro y el golpeteo de las gotas de la lluvia.

El efecto de la llamada del pájaro, que se asemeja al gorjeo del quetzal (un ave sagrada dentro de la cultura maya), fue reconocido por primera vez por el ingeniero en acústica establecido en California, David Lubman en 1998. El ‘gorjeo’ puede hacerse sonar mediante una palmada que se produzca en la base de las escaleras.

Declercq quedó impresionado cuando escuchó por primera vez este eco por sí mismo en una conferencia sobre acústica en Cancún en el 2002. Después de la conferencia, él, Lubman y otros asistentes realizaron un viaje a Chichén Itzá para experimentar por sí mismos el ‘gorjeo’ en El Castillo. “Realmente suena como un pájaro”, dice Declercq.

Estructura del sonido

¿Pero sabían los arquitectos de las pirámides qué es lo que estaban haciendo? Los cálculos de Declercq muestran que aunque hay evidencia que la pirámide fue construida para producir sonidos sorprendentes, probablemente jamás pudieron predecir con exactitud a qué sonidos iban a asemejarse.

En un principio Lubman estaba convencido que los constructores de la pirámide efectivamente crearon el efecto del trino del ave intencionalmente. "Pero esto puede ser que no necesariamente sea así", dicen Declercq y sus colegas. Su análisis respecto de la acústica de la pirámide muestra que el sonido preciso causado por los ecos depende del sonido que los produce. Por ejemplo, los tambores, podrían producir un tipo de resonancia muy diferente.

Los investigadores tienen esperanzas de que otros realicen experimentos en el sitio de la acústica del Castillo para ver los efectos que producen.

De hecho, Declercq escuchó una de estas variaciones durante un viaje en el 2002. A medida que otros visitantes subían los escalones de la pirámide de 24 metros de alto, notó murmullos como ecos que parecían sonar justo como cuando la lluvia cae en un cubo de agua.

Declercq se pregunta si fue más bien esto ultimo y no lo del llamado del quetzal lo que pudo haber sido la intención del diseño acústico de El Castillo. “Puede que no sea una coincidencia”, dice; el dios de la lluvia jugaba un papel muy importante en la cultura Maya.

Pero quizás todas estas interpretaciones no están basadas en hechos. El equipo de Declercq ha demostrado que la altura y el espacio entre los escalones de la pirámide crean un filtro acústico que enfatiza algunas frecuencias de sonido mientras que suprime otras. Pero unos cálculos más detallados de la acústica nos muestran que el eco también se ve influenciado por otros factores más complejos como puede ser la mezcla de frecuencias de la fuente del sonido.

Entonces, al final, será virtualmente imposible probar que cualquier efecto de eco específico es intencional. “O lo cree o no lo cree”, dice Declercq.

El mismo no se muestra escéptico de la teoría del quetzal, en lo más mínimo, pues ahora ha escuchado efectos similares producidos por escaleras en otros sitios religiosos. En Kataragama en Sri Lanka, por ejemplo, una palmada dada en una escalera que conduce hacia el río Menik Ganga produce un eco en respuesta que se asemeja al “cuac” de los patos.

Este artículo fue públicado en el año 2004 en nature.com en inglés, pero me parece importante que las personas que votan porque Chichén-Itzá sea considera como una de las nuevas maravillas del mundo, sepa al menos porque lo hacen, Chichén-Itzá al igual que otros lugares arqueológicos está lleno de misterio y de todo tipos; matemáticos, acústicos, astronómicos, etc.

Recientemente la cadena de televisión HC transmitió un documental bastante detallado del tema, donde se mencionó que es muy posible  que el efecto haya sido creado intencionalmente, ya que para construir ciudades de tal magnitud, se emplearon miles de hombres, mismos que necesitaban una motivación para continuar con su labor y que mejor motivación que la presencia del dios quetzal a través de una palmada de los grandes señores.

Fuente: Tomada del cache de google
Imágenes: Tomadas de la red (licencia desconocida).


Atención: Salvo que se indique lo contrario, la licencia del texto de este documento es Creative Commons Reconocimiento 2.5, mediante la cual usted tiene permitido copiar, modificar, comunicar y distribuir el contenido de este texto, de manera total o parcial, y publicarlo o difundirlo en cualquier otro sitio de Internet o medio de comunicaciòn, siempre y cuando incluya o cite (1)el nombre de este sitio de Internet, (2)enlace permanente de este documento, (3)nombre del autor y (4)la misma licencia de distribución.

Opciones: Imprimir | Recomendar | Enlace permanente

Twitter Facebook Google Bookmarks Bitacoras.com Wikio Menéame Technorati Bloglines Digg Yahoo Buzz

Seguimientos (Trackback)

URL de seguimiento para esta entrada:
http://www.alcancelibre.org/trackback.php/20070705005148738
  • Chichén Itzá: El misterio de la pirámide que trina
  • 1comentarios
  • Crea cuenta nueva
Agregar comentario

Los siguientes comentarios son de la persona que los haya enviado. Este sitio se deslinda de cualquier responsabilidad respecto de las opiniones expresadas por los participantes en nuestros foros y secciones de comentarios, y el hecho de publicar las mismas no significa que se esté de acuerdo con éstas.

La imaginación creo que me queda corta, son impresionantes ahora, no me puedo imaginar lo que debe haber sido estar ahi cuando las crearon.
En la actualidad vemos un edificio nuevo y decimos: mexicanos "uuuaaaauuuu que padre" argentinos "que lindoooo" jajajaja, pero a los 20 o 30 años ya se estan desmoronando, si los dejaramos siglos o milenios sin atender como han estado las piramides, creo que solo serian un monticulo de arena.